Aumentan ayuda a 30.000 pobres y se la reducen a otros 20.000.

 Mides. Por esta vía el gobierno se propone eliminar la indigencia

El gobierno decidió afinar su política de asistencia a las familias indigentes para atacar al núcleo más duro y cumplir con el objetivo electoral de erradicar la pobreza extrema durante esta administración. 

El plan oficial implicará una duplicación de los montos que hoy en día reciben los grupos más vulnerables a través de la tarjeta alimentaria. Al mismo tiempo, unas 20 mil familias que hoy cuentan con ese apoyo mensual dejarán de tenerlo debido a que el gobierno considera que salieron de la franja de vulnerabilidad extrema. La apuesta oficial es afinar al máximo posible el perfil de los beneficiarios para apoyar solo a quienes más lo necesitan. 

El Ministerio de Desarrollo Social (Mides) otorga 81 mil tarjetas alimentarias (las denominadas Uruguay Social). El director de políticas sociales de esa cartera, Andrés Scagliola, dijo a El Observador que el objetivo es que en 2012, como plazo máximo, haya solamente 60 mil tarjetas: 30 mil con los montos duplicados para atender a la indigencia más crítica y otras 30 mil con los valores actuales para otras familias que viven en la pobreza pero con ingresos algo mayores. 

La posición del gobierno es que de la mano del crecimiento de la economía y todos los otros planes sociales en marcha, hay sectores que lograron superar la fase más crítica de la pobreza y seguirán siendo atendidos por las otras políticas.

"Hay 20 mil que estimamos que por sus ingresos superaron el umbral de pobreza que definimos para focalizar la tarjeta", dijo el jerarca. Desde comienzos de este año, el Poder Ejecutivo se fijó como objetivo definir con la mayor precisión posible quiénes deben ser beneficiarios de los planes. El diagnóstico era que había familias que reunían todas las condiciones para recibir el apoyo y no lo hacían mientras que otras cobraban sin cumplir con los requisitos. 

 

Los montos

El Mides otorga $ 523 a aquellas familias vulnerables que tienen un hijo a cargo. La cifra es progresiva y asciende a $ 1.046 para quienes tienen cuatro o más menores a cargo. Este régimen seguirá funcionando para 30 mil familias y habrá otras tantas que recibirán esos montos duplicados. Tener hijos dejará de ser una limitación para recibir el apoyo. 

Scagliola informó que con las tarjetas que saldrán de circulación "básicamente" el programa demandará los mismos recursos, aunque para el año próximo podrá haber un refuerzo a través de la Rendición de Cuentas.  

La indigencia es entendida como la de aquellos grupos familiares que no reúnen los ingresos por mes para acceder a una canasta de alimentos básica. El gobierno definió un parámetro algo mayor y decidió que para acceder a la tarjeta alimentaria hay que tener un ingreso de 1,25% de la canasta básica, unos $ 2.000 por persona. 

Eso significa, por ejemplo, que un familia conformada por tres personas accederá a la tarjeta del Modes si sus ingresos mensuales son menores a los $ 6.000.  

Scagliola dijo que aquellos que dejarán de recibir los montos mensuales para alimentos en la tarjeta no quedarán expuestos dado que mantendrán otro tipo de protección social.  

De este modo, habrá tres tipos de cobertura para quienes siguen en la pobreza: todos recibirán las asignaciones familiares por hijos y al mismo tiempo habrá dos grupos con tarjeta alimentaria: 30 mil con montos duplicados y otros 30 mil con montos simples, explicó. 

 

El objetivo

En su la plataforma de gobierno, el Frente Amplio se comprometía a llevar la pobreza a la mitad y a eliminar la indigencia. Lograrlo significaría que el presidente José Mujica entregue la banda presidencial con un país con el 11% de la población debajo de la línea de pobreza y sin indigencia (en realidad, el Ejecutivo habla de 0,3% como nivel estructural). En lo que va de gobierno, ambos niveles han bajado. Las personas indigentes cayeron en 2010 del 1,6% al 1,1% de la población. Esto significa que cada 1.000 personas, 11 no superan el ingreso mínimo para su alimento básico. Los pobres son el 18,6% de la población.

 

En cifras

18,6% de los uruguayos están en situación de pobreza. Los indigentes son el 1,1% del total. 

413.000 menores de 18 años reciben hoy en día asignaciones familiares.

$ 1.000 cobran los liceales, mientras que los escolares unos $ 600. 

81.000 tarjetas alimentarias otorga hoy en día el Mides. Los montos van de $ 523 a $ 1.046. 

60.000 serán las tarjetas del Mides a fines del año que viene.

| EL OBSERVADOR